X

¿Quieres recibir más información como esta a tu email?

Regístrate

Me gustaría recibir las últimas novedades.

miércoles, 14 de marzo de 2018

¿Por qué tu estética está destinada a fracasar?


Distribuidor de maquillaje a mayoreo


Emprender un negocio no es tan simple como parece. El manejo de una empresa no se reduce únicamente a saber desempeñar una profesión o tarea específica (cocinar, escribir, cortar el pelo, dibujar, saber mucho de computadoras, etcétera), sino que implica tener conocimientos mucho más profundos sobre cuestiones de negocios. La carencia de estos conocimientos es lo que hace que las empresas fracasen. Y muchas, en efecto, fracasan.

Según datos publicados por la revista Entrepreneur, alrededor del 75% de las pequeñas empresas que se abren cada año terminan por fracasar antes de llegar a los dos años de vida. De las empresas restantes, sólo una minoría llega a cumplir cinco años de funcionamiento. Sin embargo, muchas de las empresas que sí sobreviven terminan por estancarse en un estado de poco o nulo crecimiento. Estas cifras son espeluznantes, sobre todo si se considera que cada vez más personas están decidiendo emprender sus propios negocios y dejar atrás los trabajos de tiempo completo.

Existen cinco factores, propuestos por Rodirgo Ladagga, experto en cuestiones empresariales, que explican el fracaso de las empresas.

1. El mito del emprendedor. Las personas piensan que pueden abrir un negocio sólo porque saben hacer algo. Las mujeres que saben cortar el pelo y maquillar abren una estética; los chefs, que trabajaron durante años en un restaurante prestigioso, montan su propio negocio de comidas; el abogado, con mucha experiencia, inaugura su propio despacho. Además de eso, para tener un negocio exitoso hay que saber algo de ventas, finanzas, mercadotecnia, capital humano. La mayoría de los emprendedores no sabe cómo hacer esto, pues nunca lo han hecho.

2. Nadie enseña cómo se desarrolla una pequeña empresa. Los grandes cursos que ofrecen prestigiosas escuelas de negocios habitualmente están enfocados a la administración de grandes empresas y no abordan la apertura de las Pymes desde cero.

3. Muchos emprendedores están desenfocados. Al no tener que rendir cuentas a un jefe, no es extraño toparse con emprendedores que estén desenfocados. Operan todo el día, resuelven cuestiones menores, pero nunca tienen enfoque para impulsar el crecimiento de la empresa.

4. Muchos emprendedores desarrollan empresas que no funcionan sin ellos. Un negocio exitoso es aquel que funciona sin que su jefe esté presente. Los negocios no deben depender de una sola persona. 

5. Muchos emprendedores no están enfocados a un nicho ni tienen ventajas competitivas. ¿Una estética sólo para jóvenes? ¿Una estética para mujeres embarazadas? Eso es pensar en un nicho y ofrecer una diferencia, una ventaja sobre la competencia. No se trata de venderle solo a quien se deje.




Conviértete en distribuidor de maquillaje a mayoreo y genera más negocio, más ingresos en tu salón de belleza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Cosméticos a mayoreo para estéticas

Para lograr dirigir un negocio de éxito, una de las primeras cosas que se debe hacer es ponerse en contacto con un proveedor confiabl...