X

¿Quieres recibir más información como esta a tu email?

Regístrate

Me gustaría recibir las últimas novedades.

miércoles, 26 de diciembre de 2018

¿Año nuevo y tu piel sigue luciendo opaca?



Si los ojos son la ventana del alma, el rostro es la carta de presentación que expresa quiénes y cómo somos. El arreglo en las cejas, la hidratación de los labios, el largo de las pestañas, y lo más importante, la apariencia y lozanía de la piel, lo dicen todo acerca de nuestro estilo, y muchos de nuestros gustos y personalidad.

Principalmente cuando se trata de dar primeras impresiones, llevar una cara fresca, de aspecto aliñado y adecuada para nuestra edad y ocupación, nuestra apariencia es un factor de mucho peso, que influirá no solamente en la estética o en la edad que aparentamos; lo hará también en la forma en la que nos ven los otros incluso para decidir si nos hablan o no; si se nos acercan, o si nos contratan para algún empleo o no, solo por mencionar algunos ejemplos.

La depilación de cara y cejas, el mantenimiento de los labios y elegir colores adecuados para maquillarnos son tareas que no suenan tan difíciles si las comparamos con los cuidados especiales que requiere mantener una piel suave y saludable.

Para que luzcas una piel radiante, aprende a identificar algunos de los hábitos que, sin saberlo, están dañando su salud, y empieza a eliminarlos de tu rutina:

Falta de limpieza: A veces, lavar el rostro en la mañana y en la noche no es suficiente. Después de un agitado día de actividades, de ir y venir por la ciudad o de una noche de fiesta, retirar el maquillaje puede ser la última cosa en la que quieras pensar. Sin embargo, hacerlo es esencial para mantener un cutis limpio y permitirles a tus poros que respiren. Para los días de maquillaje cargado, apóyate en el uso de limpiadores faciales, los hay en cremas, lociones y jabones. Serán tus aliados para evitar la aparición de granos y alergias.

Falta de exfoliación: Aunque la exfoliación es solamente uno de los pasos para el cuidado de nuestra piel, dejar de practicarla marca una gran diferencia en su salud y aspecto. Para tener una piel suave, aterciopelada y joven, no lo dejes pasar.

No usas sueros hidratantes: Los sueros hidratantes son una excelente opción para mantener en buen estado el cutis. Como si se tratara de alimentos para la piel, con ellos puedes, además de brindarle hidratación y nutrientes, “detener el tiempo”, gracias a las vitaminas y antioxidantes que los componen. De acuerdo con las necesidades de tu tipo de piel, busca el que vaya contigo y empieza a utilizarlo.

No bebes suficiente agua: Las células de todo el cuerpo necesitan agua para funcionar correctamente. No beber suficiente agua puede acarrear problemas como deshidratación y falta de energía, que se ven reflejados en cansancio, fatiga, y por supuesto, en una piel reseca y con apariencia descuidada, así que, ¡a beber por lo menos dos litros de agua diariamente!

No usas mascarillas hidratantes: Además de ser un momento de relax, y para consentirte, el uso de las mascarillas trae importantes beneficios a la piel de tu rostro. A diferencia de los consejos anteriores, la aplicación de mascarillas se recomienda para una o un par de veces cada semana. Sus beneficios te encantarán: Por ser en su mayoría naturales, tienen menos riesgos de ocasionar alergias, son fáciles de elaborar en casa o baratas para comprarse ya hechas, te darán frescura, descanso y rejuvenecimiento facial. ¡Desempolva los remedios caseros de la abuela o ve con tu profesional de la belleza e incluye este paso en tu rutina de cuidados!

Cubre todas las necesidades de tu rostro con los increíbles productos que Cosméticos a la Moda tiene para ti, además de sus ventajas y promociones de mayoreo de cosméticos

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Todo lo que necesitas para sobresalir este año está en Cosméticos a la Moda

El 2018 ya es pasado. Con él se fueron tendencias que marcaron la pauta para las que vienen, y algunos estilos que no nos gustaría rec...